English

Tabaco y...

Perder peso y abandonar el tabaco mejoran la calidad de vida de los pacientes con apnea del sueño

Enfermos con el síndrome de apnea hipopnea del sueño (SAHS) y sus familiares comparten experiencias en torno al tratamiento de esta patología con profesionales del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria, en el 'Aula Respira', una iniciativa puesta en marcha desde la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) en diecinueve hospitales de todo el país

Entre un 4-6% de hombres y un 2-4% de mujeres sufren continuos episodios de interrupción respiratoria mientras duerme. En los niños, este porcentaje se sitúa entre un 1-3%.

Si durante las horas de descanso nocturno se ronca o se entrecortan ronquidos, se registran despertares con sensación de ahogo, y durante el día se duerme con facilidad -incluso hablando o comiendo- o se ha tenido algún accidente por este motivo, entonces ha llegado el momento de acudir al médico porque, probablemente, estos síntomas indiquen que se padece el síndrome de apnea hipopnea del sueño (SAHS). Se trata de una patología respiratoria que causa fatiga y que si no es tratada adecuadamente, merma la calidad de vida de quienes lo padecen.

Para hablar precisamente sobre esta enfermedad y cómo es el día a día de quienes la padecen, pacientes y profesionales del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria, adscrito a la consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, han intercambiado opiniones e información práctica en la primera 'Aula Respira del Sueño' que se celebra en el HUNSC, sumándose así a una iniciativa puesta en marcha por la Sociedad Española la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) en la que participan diecinueve hospitales de todo el país.

Durante hora y media, enfermos y familiares que intervienen en los cuidados cotidianos de estas pacientes, pudieron solventar las dudas más frecuentes que se presentan tras el diagnóstico y el tratamiento para abordar la apnea del sueño, una patología que afecta a un 4-6% de hombres y a un 2-4% de mujeres.

La Dra. Alicia Pérez, responsable del área respiratoria de la Unidad del Sueño del Hospital Universitario Ntra. Sra. de Candelaria, recordó que "llevar unos hábitos de vida saludables como no fumar, perder peso en caso de obesidad, evitar la ingesta de alcohol durante la noche y dormir de lado, permiten dormir mejor y con ello lograr descanso reparador; así se pueden evitar consecuencias fatales como la hipertensión, la diabetes o enfermedades cardiovasculares desde el punto de vista médico, además de accidentes laborales o de tráfico, provocados por la fatiga y la somnolencia diurna"....